martes, 15 de septiembre de 2009

Serenata para la tierra de uno




























Porque me duele si me quedo
pero me muero si me voy.
Por todo y a pesar de todo
yo quiero vivir en vos.


Por tu decencia de vidala
y por tu escándalo de sol,
por tu verano con jazmines, mi amor,
yo quiero vivir en vos.


Porque el idioma de infancia
es un secreto entre los dos.
Porque le diste reparo al desarraigo
de mi corazón.
Por tus antiguas rebeldías
y por la edad de tu dolor,
por tu esperanza interminable,mi amor,
yo quiero vivir en vos.



Para sembrarte de guitarra,
para cuidarte en cada flor,
y odiar a los que te castigan, mi amor,
yo quiero vivir en vos.


Maria Elena Walsh

8 comentarios:

eduprecidente (con c ) dijo...

Susurro:”Mi amor, yo quiero vivir en vos”, yo poeta, mas que lector, se me hizo carne esta poesía, y pensaba en una mujer cuando la leía, mas que en la tierra de uno, por que ella, es parte de esa tierra, es uno de su frutos, esta en ella y vive en ella.
Besos
Edu

Anónimo dijo...

Muy lindo, gracias. Por todo y a pesar de todo mi amor te quiero, te adoro y vos lo sabes.

Esmeralda dijo...

Edu: Creo que indefectiblemente cuando la tierra se nos hace propia es porque alli encontramos a la gente amada.

Besos
Susurros

Esmeralda dijo...

Anónimo: Hasta el infinito ida y vuelta, nunca lo olvides, tu semilla fértil y bella de esta tierra.

Te amo
Susurros

Marisol Cragg de Mark dijo...

estas palabras tan sentidas las hago mías... la tierra de uno es donde uno está.
Recibe un cordial saludo de una peruana residente en Alemania.

Jose Ramon Santana Vazquez dijo...

...traigo
sangre
de
la
tarde
herida
en
la
mano
y
una
vela
de
mi
corazon
para
invitarte
y
darte
este
alma
que
viene
para
compartir
contigo
tu
bello
blog
con
un
ramillete
de
oro
y
claveles
dentro...


desde mis
HORAS ROTAS
Y AULA DE PAZ


TE SIGO TU BLOG
SUSURROS DE MEDIANOCHE



CON saludos de la luna al
reflejarse en el mar de la
poesia ...


AFECTUOSAMENTE
ESMERALDA



jose
ramon...

Esmeralda dijo...

Marisol Cragg de Mark: Sinceramente cuando te leí me hiciste emocionar, es curioso pero muchas veces uno olvida que siempre el espejo tiene dos caras, y uno suele quedarse con el sentir de los que los anhelamos a la vuelta de la esquina. Y solemos olvidarnos de lo que tú tan bien relatas.
Sin duda alguna Marisol la casa de uno es donde uno esta.

Bienvenida y ahora que me acomode me veras seguido por tu casa, es muy acogedor
Beso Susurros de Medianoche

Esmeralda dijo...

Vaya José Ramón, como no acudir a semejante cita con tan elocuente invitación, será un privilegio transitar por tus aulas de paz, y toparme con tus hojas rotas bajo la inexorable y cándida luz de la luna.

Bienvenido y gracias por tus palabras
Susurros